Novedades

El Hospital Zonal General de Agudos Dr. Isidoro Iriarte de Quilmes comenzó con éxito la campaña de vacunación antigripal. Cumplidas las primeras semanas de campaña, ya se llevan aplicadas más de 700 dosis en forma gratuita a las personas comprendidas en los grupos de riesgo. Quienes deseen vacunarse en el nosocomio provincial, pueden hacerlo de lunes a viernes de 7 a 11:30 horas en el sector de vacunación, pasando previamente por la oficina de SAMO para retirar el ticket correspondiente.

Sobre el inicio de la campaña antigripal, Irene Espíndola, encargada del área de vacunación, destacó: “Está siendo óptima la aplicación de la vacuna en la comunidad, con disposición total de dosis en el hospital. Sabemos que el quilmeño es muy comunitario y comenta que estamos con la campaña por lo cual la gente se acerca”.

A su vez, indicó: “Respecto del personal de salud, fueron vacunados en primera instancia y luego determinamos una cobertura interna para aquellos que no estuvieran vacunados con triple viral, coordinado con la dirección del nosocomio y el área de Infectología”.

Vale resaltar que quienes deben aplicarse la vacuna son el personal de salud; las embarazadas en cualquier trimestre de la gestación; las puérperas dentro de los 10 días posteriores al parto si no la recibieron durante el embarazo; los niños de entre 6 y 24 meses de edad; personas de entre 2 y 64 años inclusive con factores de riesgo, como enfermedades cardiacas, respiratorias o renales crónicas, inmunodepresión, diabetes y obesidad; y todas las personas a partir de los 65 años.

La gripe o influenza es una enfermedad viral respiratoria que se presenta habitualmente en los meses más fríos del año. Al igual que otras infecciones respiratorias, se transmite por contacto con secreciones de personas infectadas a través de las gotitas que se diseminan al toser o estornudar y de superficies u objetos contaminados con estas secreciones.

Esta enfermedad se manifiesta con fiebre mayor a 38ºC, tos, congestión nasal, dolor de garganta, de cabeza y muscular y malestar generalizado. En los niños pueden presentarse también problemas para respirar, vómitos o diarrea, irritabilidad o somnolencia. Cabe señalar que las defensas que produce la vacuna se generan entre los 10 y 15 días posteriores a la aplicación.